sábado, 23 de junio de 2012

LOS CAMPEONATOS LLEGAN CUANDO SE ESTA DISPUESTO A COMPARTIR EL ESFUERZO, LA GLORIA ... EL EQUIPO


Por Miguel Soto E.
fotos: www.espn.com
La victoria y los acontecimientos alrededor del equipo Miami Heat han sido una bofetada a la individualidad y un ejemplo para quienes cuando las cosas no le salen bien culpar a alguien mas.
Si los Calientes de Miami ganaban en el 2011 habría sido un culto al individualismo y coronar la teoría de que uno, dos o tres jugadores podían ganar un campeonato en un juego de 12 en el que juegan 5 de forma simultanea.
La inmadurez de Lebron y la soberbia de la organización en la presentación del trío puso a prueba la liga profesional mas poderosa en cuanto a disciplina que tiene los Estados Unidos.
En el baloncesto nadie gana solo, no importa que sea la NBA.
Miami se enfrento a Dallas Maverick y gano 2 juegos de 6.
La serie del 2012 termino en 5 juegos. Gano Miami, pero Lebron se convirtió en mejor compañero. 
En el 2012 arrebataba el balón de las manos de los armadores, hizo que cambiaran o sacaran del equipo al boricua Carlos Arroyo y estaba tan ansioso que no disfrutaba el juego.
Wade no salia de una lesión y Bosh era el único que se veía relajado en un quinteto que parecía un 3 para 5 en cancha.
En el 2012 es otra realidad.
Lebron mas compañero, mas amigo de sus compañeros; mas relajado, mas jugador en equipo.
Wade tuvo un año a su altura. No es el mismo desde que se le salio el hombro, pero es Dwayane Wade y eso cuenta al momento de imponerse al juego.
Su entrenador le dijo: "Estas jugando flojo".
Su reacción fue intespectiva. Hasta yo que soy su seguidor me sentí decepcionado. Sin embargo su comportamiento a partir de ahi delimito que la llamada fue correcta y que el la convirtió en para bien.
De un juego de 5 puntos, salto a uno de mas de 40 y la continuidad de las series y las victorias de Miami las conocemos.
Bosh regreso e hizo lo que sabia tenia que hacer: defender, tomar rebotes y encestar los canastos que no falla.
El protagonismo de Battier, Chalmers y Miller fue decisivo. 
Es mas sin estos aportes no habia forma de que Miami ganara. 
Lo que Lebron, Wade y Bosh hacen, lo hacen todas las noches; es mas lo hacían el año pasado.
Lo que no habia el año pasado era la libertad y la confianza en los demas jugadores.
Udonis Haslem contribuyo de forma importante en la parte defensiva.
Los pocos minutos de Cole y Jones fueron decisivos y Anthony no vio acción en la final pero que grandioso defensivamente estuvo en el resto de la temporada.
Gano el baloncesto y ojala los seguidores de Lebron y Wade aprendan la lección: No es cuantas veces de caigas o cuanta presión recibas, lo que te define es cuantas veces te levantes y como asumes las correcciones.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario